Escrito por: Departamento Comunicación viernes, 30 de mayo de 2014

El funcionamiento de las subastas inmobiliarias


subastas de bienes muebles e inmuebles


El Gobierno pretende impulsar el mercado de las subastas de bienes muebles e inmuebles con tal de hacer más transparente y accesible el procedimiento de compraventa. Las propiedades proceden de embargos por parte de entidades bancarias por consecuencia a un impago de hipoteca. Este tipo de subastas son muy atractivas a nivel económico dado que el ejecutante acaba adjudicándose el inmueble por un 60% del valor de tasación o, incluso un 50% si ésta se trata de una vivienda no habitual. 

Hasta el momento muy pocos particulares intervenían en este tipo de subastas por desconocimiento de la normativa y el funcionamiento de ésta. Otro motivo era la existencia de los "subasteros", que se encargaban de sacar beneficio de los fallos del sistema hipotecario español mediante la intermediación para colocar estos chollos a particulares. La figura del "subastero" pedía al interesado un adelanto de entre un 10 y un 15% del valor de la operación como forma de compromiso entre ambas partes. En caso de que el propietario moroso encontrará la forma de hacer frente el impago, el "subastero" le devolvía el importe integro. Actualmente, la presencia de los bancos ha eliminado a los "subasteros".

Con tal de fomentar la participación ciudadana en las subastas y reducir la especulación de los inmuebles con bajos precios, el Ministerio de Justicia ha introducido mejoras en el sistema, como las siguientes:

1. Se ha creado un portal único en Internet para todas las subastas judiciales tanto de bienes muebles como inmuebles.

2. El Portal de Subastas Judiciales del Ministerio de Justicia será el punto de acceso a la información pública de las subastas. Además, el portal permite realizar el seguimiento de todo el proceso y participar de forma más segura.

3. Uno de los requisitos para formar parte de la subasta era disponer del 20% del dinero antes de empezar la puja. Ahora han rebajado ese porcentaje hasta el 5%, lo cual hace que la subasta sea más accesible a todo tipo de público.

4. El periodo desde que se pide la celebración de la subasta hasta que se efectúa suele ser de dos meses. Concluida la subasta, se abre un proceso de desahucio que puede durar otros dos meses, siempre y cuando no haya complicaciones.


Deja tu comentario

Subscribirse a entradas | Subscribirse a comentarios

Archivo de blog

Con la tecnología de Blogger.

- Copyright © Blog - Tu solución inmobiliaria -Metrominimalist- Powered by Blogger - Designed by Johanes Djogan -